Cine & Letras

Mensaje del Arcángel Miguel ante la turbulencia

/
Mensaje del Arcángel Miguel ante la turbulencia
Hoy me preguntaron por qué la energía está tan movida… por qué algunos tan revueltos… Hasta la tierra… Entonces elegí conectarme con el Arcángel Miguel y esta fue la respuesta que me dio:

 

«¡No saben aún que ustedes mueven el universo!
Creen que el barco va sin capitán, porque no han reconocido al capitán.

El capitán eligió por amor navegar, eligió guiar el barco. Algunos capitanes pareciesen más intrépidos y van por aguas muy turbulentas, siendo la guía, la esperanza, la confianza de otros, porque muchos confían y confían que pronto la turbulencia pasará para navegar por aguas puras y en calma.

Otros capitanes están ya en aguas tranquilas, y son el mismo faro y guía y que los otros.

Algunos capitanes son nuevos y están adquiriendo experiencia, mientras otros con gran sabiduría en su interior, con mucha confianza en ellos mismos, eligen a consciencia navegar y liderar el barco por las aguas tormentosas.

La seguridad de algunos, no la da que sean mejor que los capitanes inexpertos. ¡No!, la seguridad la da la sabiduría adquirida. ¡Su pasado!

¿Entiendes quién es el capitán del barco?

Cada ser humano es el capitán de su propio barco y está día a día eligiendo navegar, muchos con experiencia y sabiduría del pasado, están navegando por las aguas turbias del momento… Y eso está bien, y eso es perfecto, y eso es amor, así por un momento se les olvide.

Eligen y eligieron venir y lo hacen vida tras vida, para tomar el timón y guiar, liderar hacia aguas en calma.

Nunca antes hubo tantos capitanes capaces en la tierra, nunca hubo tanta luz como ahora. Y a esto me refiero a la consciencia.

Pero… ¿y el caos en el agua? ¿La tormenta de algunos? Eso es porque la tierra, su planeta va evolucionando y muchas cosas deben de moverse en la nueva consciencia.

Volviendo a la metáfora, el agua del mar que está en mucho movimiento, va trasmutando y con ellos van todos, y ya casi llegan a la calma, pero mientras consideren que están empezando la ola, una muy grande, y podrán venir más y podrán tambalear el barco, pero si el capitán se reconoce, reconoce la compañía y confía, pasara sin problema…

Escúchame bien, pasara la ola en medio de la tormenta y estará tranquilo y confiado, seguirá en la tormenta, pero, ¡el capitán va al mando! En un instante sentirá el llamado de su corazón, y cerrará los ojos, y comenzará a navegar con ellos así, esto es confiando…

… pero ante todo confiando en él y sus capacidades, su energía, su luz, su sabiduría y al hacerlo, se da cuenta que nunca estuvo solo, que su familia de luz está abordo y navega con él! Esa es su tripulación!

Eso le da algo único, un poder y una luz sobre la ola, la tiene, la conoce, la espera…Y la espera sin miedo, la espera con calma, la espera con alegría, porque sabe que el camino para llegar a aguas en calma es a través de la ola.

¿Sabes? Algo pasa, el capitán no tiene miedo, no deja que el caos lo maneje, al confiar y no temer, resulta que la ola no fue tan grande, se esperaba mayor y el pudo pasar sin dificultades, sin dramas, pero muchos capitanes a veces se anticipan, no ha llegado la ola y ya temen, se la imaginan muy grande, imposible… Todo esto antes de siquiera empezar.

Benditos los capitanes de barcos, benditos todos, bendito cada uno de ustedes que están navegando, algunos en calma, otros en turbulencia. Todos, absolutamente todos sin importar la condición o proceso son benditos. Están guiando el barco y llevan luz, anclan la luz, ayudan a la transmutación del agua y con ella se limpia todo.

¿Entonces qué pasa? Que están recordando quiénes son, algunos se están reconociendo como capitanes y empiezan a recorrer el agua para mostrar el camino, para dar confianza a otros, para que al pasar el agua… puedan despertar la luz.

El movimiento del momento no es más que la llegada de más luz, el despertar de más luz y capitanes. El caos se moviliza, se resiste, pero ante tanta luz queda iluminado y poco a poco se va transformando.

Confíen, esperen con alegría, mientras empiezan a reconocer al capitán, reconozcan su tripulación, los abrazamos, estamos aquí y los amamos, honramos y bendecimos, son capitanes de luz, de profundo amor, ahora no lo recuerdan pero ustedes eligieron venir y navegar, eso los hace benditos en el amor.

El capitán deja de pensar en él mismo, se conecta con los demás. Su felicidad es la felicidad del otro, es compasivo y amoroso y ante tanto caos, elige ser luz. Comprende su labor y emite más luz

Capitán estamos abordo, listos contigo, lo que tu hagas cambia tu vibración, cambia la vibración de la humanidad, cambia la vibración del planeta.

¿Entiendes por qué eres tan amado y bendecido? ¿Entiendes tu labor? Reconoce tu luz y se amor, amor y amor. El amor es más que palabras bonitas, el amor es como funciona todo y así es.

Yo soy AA Miguel,  sabes que siempre estaré contigo…. Confía, todo está bien, sigue siendo canal de amor, guiando tu barco, porque tu barco guía a muchos más!»

Abrazos de luz , recuerda que lo que tu hagas cuenta, lo que juntos hagamos cuenta, sembremos luz, reconoce quién eres tu y tu interior.

>> TE GUSTARÁ LEER: ALIANZA CUÁNTICA 

PILAR MARTÍNEZ
pilar@mandragora.life
Terapias con Ángeles, Cuántica del Corazón, ADN espiritual

Mandrágora Life
3950065 – 5529805 – 3206776148
Calle 5E # 41-47 Tequendama Cali
www.mandragora.life

OTROS ESPACIOS CON PILAR MARTÍNEZ: 

 

Deja una respuesta
Tu email no sera mostrado publicamente.